ACTUALIDAD

Imperdibles 7 datos que no recordabas de Nicolás Otamendi de la Selección Argentina

De su pasión por el boxeo al motivo insólito por el que tuvo que irse a jugar a Brasil y eso lo dejó afuera del Mundial 2014.
nicolás otamendi futuro benfica

“El campeón del Talar, Otamendi 19”, escribieron y cantaron Duki y Bizarrap para referirse a Nicolás Otamendi en 3 Estrellas en el conjunto, la canción que se transformó en hit después de la vuelta olímpica de la Selección Argentina en Qatar. Nicolás Otamendi fue uno de los históricos con la celeste y blanca que tuvo revancha y pudo festejar en el Mundial 2022, después de las frustraciones que había vivido en Sudáfrica 2010 y Rusia 2018 (Alejandro Sabella no lo llevó a Brasil 2014). Y nomás en esa simple frase de la canción hay dos datos conocidos, como lo son que el defensor nació en Talar de Pacheco y que el número 19 fue el que llevó estampado en su camiseta. Pero, ahí, en ese 19, también nace una coincidencia menos conocida.

Y de eso se trata esta sección -Gloria eterna- de LaSelecciónArgentina.com, donde vas a poder conocer otras facetas de los 69 campeones del mundo que tiene Argentina. Porque detrás de cada uno de los futbolistas que levantaron la copa en el 78, 86 y 22 también hay datos, anécdotas e historias no tan recordadas o muchas veces prácticamente desconocidas. Y acá los vamos a descubrir, esta vez comenzando por Nico Otamendi, el zaguero de la Selección y el Benfica de Portugal que a los 34 años (cumplió 35 en febrero pasado) alcanzó su máximo sueño en Qatar.

19, el número de los caudillos de la defensa

Nicolás Otamendi en Selección Argentina

Casualidad o coincidencia buscada, el número 19 es emblemático para la Selección Argentina y los campeones del mundo. Siempre se piensa en la 10, por supuesto, pero hay una particularidad con quienes vistieron ese número en Argentina 78, México 86 y Qatar 22: los tres fueron los referentes en el fondo del equipo.

Daniel Passarella vistió ese número durante el Mundial que se disputó en nuestro país y que terminó con la coronación del equipo que dirigía César Luis Menotti. En el 86, aunque el propio Passarella también fue parte del plantel pero no pudo jugar por un problema de salud que lo afectó durante toda la competencia, Carlos Bilardo le dio la 19 a Oscar Ruggeri, quien se transformaría en referente de aquella Selección. Y en la última Copa del Mundo, fue la camiseta que llevó Nicolás Otamendi, también la pieza fundamental para Scaloni, al punto que fue titular en los siete partidos y en ninguno salió reemplazado.

Passarella en el 78, Ruggeri en el 86 y Otamendi en el 2022, los tres con la camiseta número 19 en la seleccion Argentina
Passarella en el 78, Ruggeri en el 86 y Otamendi en el 2022, los tres con la camiseta número 19.

Colgó los guantes para ponerse los botines

No es que antes de ser defensor a Otamendi le gustaba atajar sino que los guantes que se ponía eran los de boxeo. Sí, ése fue el otro deporte que practicó el jugador de la Selección Argentina antes de concentrarse exclusivamente en el fútbol. Su papá y su primo fueron los que lo impulsaron a calzarse los guantes de box y realizar esos entrenamientos exigentes, que le sirvieron cuando quedó en las Inferiores de Vélez para tener una resistencia y fortaleza física mayor a la de sus compañeros.

Otamendi no le gustaba atajar sino que los guantes que se ponía eran los de boxeo
Con los guantes puestos, en una producción que hizo cuando jugaba en Porto.

Salto a la fama gracias al Ogro Fabbiani

El 15 de marzo de 2009 fue el cuarto partido como titular en Primera de Otamendi. Y ese día fue cuando todo el mundo del fútbol argentino lo conoció. Ricardo Gareca había confiado en el juvenil a partir de la tercera fecha del Torneo Clausura. Lo puso y no lo sacó más (ni siquiera lo reemplazó en medio de un partido) hasta dar la vuelta olímpica frente a Huracán, en una recordada definición. En la sexta jornada a Vélez le tocó recibir al River que tenía a Falcao y Fabbiani como delanteros. Nico anuló al Ogro, figura en ese momento, al punto tal que no le dejó tocar la pelota. “El que me marcó es un crack”, contó luego Fabbiani. El tiempo le dio la razón…

LEER TAMBIÉN  La Finalissima entre Argentina y España podría jugarse en 2026

Gloria y Devoto de la mano de Maradona

El debut profesional de Otamendi fue en 2008, pero recién al año siguiente se consolidó en Vélez, con Ricardo Gareca como entrenador. Y rápidamente le llegó el llamado de Diego Maradona para sumarse a la Selección Argentina. Así fue como con 22 años disputó su primer Mundial, en Sudáfrica. Sin embargo, la experiencia no fue la mejor: en el 0-4 contra Alemania, el día de la eliminación, Maradona lo puso como lateral derecho y Nico pagó la falta de experiencia en esa posición con una de sus peores actuaciones.

El nuevo tatuaje de Otamendi en honor a Lionel Messi y a los campeones del mundo.

Otamendi y Valencia y un error que le costó el exilio

Porto fue su primer club europeo, llegó en el 2010 y se fue en 2014, cuando Valencia cerró su compra justo en el final del libro de pases de enero. Pero allí Otamendi se encontró con un obstáculo insólito: el club donde Roberto Ayala era secretario deportivo lo había buscado creyendo que tenía pasaporte comunitario y nunca chequeó esa situación hasta luego de concretar la transferencia. Como no tenía cupo para extranjeros, tuvo que cederlo inmediatamente y fue así como el zaguero llegó a Atlético Mineiro, un paso poco recordado de su carrera. Fueron seis meses, justo en la previa al Mundial de Brasil, para el cual no fue convocado.

De Paul, ese amigo que se transformó en compadre

Justamente en Valencia, club al que volvió para jugar la temporada 2014/2015, compartió plantel y forjó una amistad muy grande con Rodrigo de Paul. Esa dupla a la que tantas veces se la ve compartiendo fotos en la Selección Argentina se formó en el club español, ya hace casi una década. La relación se fortaleció muy rápido y aún perdura porque hay otro lazo más fuerte: Otamendi eligió al ahora volante del Atlético Madrid como padrino de su hijo menor, Valentín.

Rodrigo de Paul, ese amigo que se transformó en compadre. Comparten La Seleccion Argentina también

El polémico cruce de vereda en Portugal

Una Europa League, tres ligas de Portugal, una Copa y cuatro Supercopas fueron las que ganó Otamendi con la camiseta de Porto. Una cosecha enorme. Fue un referente del equipo que dominó el fútbol luso en los inicios de la década pasada. Sin embargo, a pesar de la identificación que tenía con ese club, a mediados del 2020 tomó una decisión que sorprendió: aceptó la oferta de Benfica para salir del Manchester City y volver a Portugal. Como si hubiera jugado en River y luego se pusiera la camiseta de Boca. Por eso, ya no figura entre los favoritos de los hinchas de Porto, obviamente, y se lo hicieron saber llenándolo de mensajes en sus redes sociales. Y a los de Benfica, que al comienzo lo resistían, supo conquistarlos, al punto de transformarse en capitán del equipo.

Nicolás Otamendi en Oporto, jugador de la Selección Argentina
Suscribite
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

SEGUIR LEYENDO

TEMAS RELACIONADOS
Noticias por autor
Noticias por autor

Notas de Opinión

Suscribite a nuestro newsletter

0
Me encantaría tu opinión, por favor comenta.x
Buscar
Close this search box.
P